miércoles, 22 de septiembre de 2010

Juez dejó sin efecto adjudicación de Rangers a Piduco SADP

Guillermo Monsalve, abogado talquino de Ricardo Pini, afirmó que estudiarán las acciones legales para revertir la decisión. Juez también envió antecedentes a la fiscalía para que se investiguen los hechos


“El tribunal ha tomado una decisión, analizando la información enviada por el banco, y se estimó aplicar la sanción que la junta de acreedores estableció en las bases del remate, para el caso que no se cumpliera con la obligación de consignar la diferencia del saldo de precio en la cuenta corriente del tribunal”.

Con estas palabras, el juez del Tercer Juzgado de Letras de Talca, Álvaro Saavedra, fundamentó una resolución dictada con fecha 16 de septiembre pasado, pero que se oficializó ayer en dicho tribunal, en la cual volvió a remecer la historia reciente del club Rangers de Talca, al dejar sin efecto la adjudicación -tras remate público- de la centenaria institución deportiva a la sociedad Piduco SADP.

Dicha entidad privada tiene como representante al abogado argentino Ricardo Pini Ivancevic, quien el día del remate del club, realizado el 26 de agosto pasado, se adjudicó la subasta al realizar la oferta de 550 millones de pesos. Para estos efectos, la sociedad depositó en la cuenta corriente del tribunal una garantía de 70 millones, consignando los restantes 480 millones a principios del presente mes.

Fue justamente en dicho procedimiento donde se configuró un error sancionado en las bases de licitación, según explicó el propio juez. “Si bien hubo una consignación, pero de la documentación adjuntada en el expediente, se infiere que el depósito fue realizado a nombre del ‘club de deportes Rangers en quiebra’, calidad o condición que no reviste la condición de adjudicatario del club”, señaló.

A LA FISCALÍA

El juez puso énfasis en destacar que “las bases fueron aprobadas por los acreedores, por lo cual yo tengo que dedicarme a interpretar y aplicar lo que los señores acreedores determinaron, que es la entidad de mayor importancia en materia de quiebras. Ahora, veremos lo que ocurre de aquí en adelante, pero yo me limité a aplicar las bases”.

“Lo que está claro es que, por resolución notificada hoy (ayer), conforme a las bases, se optó por dejar sin efecto la adjudicación que se hizo de la fallida a Piduco SADP. De quedar a firme esta decisión, el poder es de la junta de acreedores, como autoridad administrativa máxima en materia de quiebras. Ellos verán lo que es más conveniente”, subrayó. El juez también destacó que “como la información fue un poco ambigua, he tomado la decisión de oficiar a la fiscalía de Talca, porque hay hechos que podrían revestir carácter de delito, y mi rol como funcionario público me obliga a denunciar”.

En todo caso, la resolución también deniega que dicha entidad privada proceda a suscribir la escritura pública de compraventa. A su vez, por estimar que la consignación fue realizada por quien tenía la calidad de adjudicatario, el juez también optó por no dar lugar al giro del cheque por los 480 millones al síndico de la quiebras, Lionel Stone. También el juez ordena al síndico que haga efectiva la mitad de la garantía de Piduco SADP a nombre de la Corporación Administrativa del Poder Judicial, como dictamina la ley.

BASES DE LA SUBASTA

En la resolución, el juez recuerda que la junta de acreedores estableció en forma “clara, precisa y exactamente, las condiciones en que se iba a desarrollar la subasta, quienes podían participar, la forma y la glosa que debía contener los instrumentos bancarios que autorizaban a un oferente para presentarse, los plazos dentro de los cuales debe consignarse el saldo del precio y suscribir la escritura”.

Agrega que, en dicho tópico, se indica que el precio deberá ser pagado por el adjudicatario, advirtiendo que “de los documentos establecidos y, en particular, unido al certificado de depósito en cuenta corriente judicial, se infiere inequívocamente que quien efectuó el depósito es el ‘club de deportes Rangers en quiebra’, entidad que no corresponde a la calidad y/o condición de adjudicatario, como lo exigen las citadas bases”.

Incluso, el juez destaca que, atendida la condición de abogado del ciudadano argentino, Sebastián Pini, que acudió al remate como representante de Piduco SADP, dicha persona “no pudo ignorar la forma en que se debía proceder con posterioridad a la subasta. En las condiciones descritas, forzoso resulta concluir que no corresponde sino aplicar la sanción que se estableció en las bases, que no es otra que dejar sin efecto la adjudicación de la fallida efectuada por el suscrito a Piduco SADP”.

“ABSURDO INENTENDIBLE”

Al respecto, tras conocer la resolución, el abogado talquino de los hermanos Sebastián y Ricardo Pini, Guillermo Monsalve, calificó como un “absurdo inentendible” el criterio del juez al dejar sin efecto la adjudicación “basado en que quién habría pagado el precio de la subasta no habría sido Piduco sino que club de deportes Rangers en quiebra”.

“Yo generalmente no califico las resoluciones, pero me parece que en este caso particular, adolece de graves deficiencias. Naturalmente vamos a ejercer los recursos legales. Estamos estudiando qué tipo de recursos, entre los cuales no nos restaremos a ejercer -si así lo estimamos- los que corresponden a la juridicción disciplinaria”, indicó.

Consultado por los fundamentos de una posible apelación, el abogado subrayó que “el argumento es uno solo y de una simpleza absoluta. El adjudicatario consignó en tiempo, en forma e íntegramente, el valor de la subasta. Yo lamento mucho que quienes se vean afectados con esta situación sea esta sociedad Piduco, integrada por ciudadanos argentinos, porque les estamos dando un muy mal ejemplo cómo operan las leyes”.

“De manera que nosotros vamos a tener que asumir las medidas e interponer las acciones y los recursos que corresponden, en el convencimiento más pleno que una resolución como ésta habrá de ser revocada, sin duda, por el tribunal superior”, añadió.

“LO LLENÓ EL BANCO”

En cuanto al argumento principal del juez, relativo a que no fue Piduco SADP quien depositó los fondos, el abogado reiteró que “lo importante siempre es si se hizo o no el depósito. A veces nos perdemos en la forma y obviamos el fondo, es decir, que el depósito fue realizado oportunamente y fue hecho por la sociedad Piduco, según informa el banco a través precisamente de uno de sus apoderados”.

“De esa manera, disentimos absolutamente de la resolución y creemos que ha cometido un grave error. El documento lo que dice es club de deportes Rangers en quiebra, que lo llenó el BancoEstado, y dice que tiene por finalidad pagar el precio de la adjudicación de la quiebra del club de deportes Rangers. Ustedes comprenden que mal podría haber hecho el club su propio depósito en su propia quiebra, para autocomprarse. Eso les deja en evidencia lo ilógico y la falta de sustento de la resolución”, indicó.

No hay comentarios:

Publicar un comentario