sábado, 9 de octubre de 2010

Delincuentes roban histórica escultura La Loba en Talca

La noche del jueves fue sustraída obra realizada en Italia en la década del 40, gestionada por vicecónsul con el mismísimo Benito Mussolini


TALCA.- Dolido y consternado estaba ayer el vicecónsul italiano en el Maule, Leonardo Russo, tras enterarse por un amigo y vecino de la Plaza Italia (11 Oriente con 2 Sur), del robo de “La Loba”, monumento donado en 1940 por la colectividad italiana, encabezada por ese entonces por su tío también vicecónsul, quien gestionó la obra de bronce con el mismísimo ‘duce’, Benito Mussolini.
“La Loba fue un regalo a Talca de la colonia por el bicentenario de la ciudad. Fue fundida en Italia…la plaza fue inaugurada el 19 de diciembre de 1942”, dijo Russo ayer, quien estaba sumamente apenado por el futuro que podría esperar al monumento. Estaba en buen estado, señaló, “no había que repararla (dijo al consultársele por algún posible daño tras el terremoto). Se la robaron porque es de bronce. Ojalá no termine en alguna fundición… pesaba entre 80 y 100 kilos”.
La obra sabe de atentados, lamentablemente. “Una vez se robaron a los mellizos (‘Rómulo y Remo’) pero aparecieron”, cuenta el vicecónsul. “Es una cosa tremenda –agrega consternado-, estaba llamando al alcalde (para hacer averiguaciones) porque la municipalidad ahora es la dueña de la plaza y del monumento”.

ROMA CLÁSICA
Los datos históricos señalan que la “Loba Capitolina”, donada por Benito Mussolini en 1939 a la colonia italiana residente, semeja un trozo de la distante Roma Clásica. En lo alto de la cornisa y escritas en latín están las palabras "Siempre altiva". Bajo la loba romana que amamanta a los legendarios Rómulo y Remo, se lee: "A Talca fraterna e ospitale. Questo simbolo della perennitá di Roma Imperiali e latina. La collettivitá italiana memore offre XXI - aprile MCMXL. Alberto Tartari e Giovanni Delcante donaron generosamente".
En abril de 1931, la colonia italiana había solicitado al Concejo Municipal -en sesión del 10 del mismo mes- darle el nombre de Plaza Italia a la Plaza Ignacio Serrano situada en 2 Sur entre 7 y 8 Oriente, petición que el 9 de octubre el cónsul adjunto de Italia modificó, junto con explicar que existió una equivocación en la solicitud anterior, puesto que la intención de la iniciativa de su país está dirigida a la Plaza Estación, que desde febrero de 1929 y en virtud de la Ley 2.196 de Transformación de Talca, poseía un ancho de 76 metros en un radio de 50 metros. Asimismo, el cónsul prometió obsequiar un monumento a la Fundación de Roma para ser erigido en este último lugar. De esta forma, el 20 de octubre la Agencia Consular de Italia en Talca acepta ubicar en la Plazuela Estación dicho monumento, que desde entonces pasará a llamarse Plaza Italia.
En 1942 fue bendecida por el obispo Manuel Larraín Errázuriz como parte de la celebración del Bicentenario de la fundación de Talca.

MUNICIPIO
El jefe de gabinete del municipio, Juan Carlos Pérez, manifestó que alrededor de las 18.30 horas de ayer, el comisario de Talca, mayor Benjamín Piva, lo llamó consultándole si como administración comunal estaban en procesos de reparación o habían sacado el monumento. Le respondió que no y, para tener una respuesta aún más documentada, realizó averiguaciones en los diversos departamentos sin lograr antecedentes.
“Hasta el momento no tenemos nada más que lo informado por Carabineros. Es muy lamentable porque se trata de un daño patrimonial enorme que se le haría a la comunidad talquina. Eso fue una donación de la comunidad italiana hace muchos años y, por supuesto, agrava aún más la deprimida situación patrimonial de la ciudad. Es un hecho delictual que cuenta con todo nuestro rechazo”, subrayó.
Pérez aseguró que la esperanza municipal es que la policía averigüe el paradero de la obra de metal y se recupere lo antes posible para beneficio de la ciudad. “Tenemos que interponer todo tipo de acción judicial a efecto de cautelar el patrimonio municipal y de la comunidad”, agregó, junto con lamentar que personas inescrupulosas caigan en este tipo de conductas que atentan contra la cultura local.

2 comentarios:

  1. La inscripción sobre el friso ("Originis imago semper adest") más bien significa "la imagen del origen siempre está presente".

    ResponderEliminar