martes, 16 de noviembre de 2010

Aulas modulares a la espera de electricidad para ventilación

Desafío Levantemos Chile entregó sistemas de aire acondicionado a salones modulares que alcanzan altas temperaturas en pleno horario de clases, pero la ausencia de empalmes impide poner en uso los equipos

TALCA.- Ante la peligrosa alza de temperatura que afecta las aulas modulares que hoy integran las dependencias de establecimientos escolares con serios daños tras el terremoto, el Desafío Levantemos Chile informó que la solución sería abordada por empresas que han donado equipos de aire acondicionado para mitigar el calor que registra hasta diez grados por sobre la temperatura ambiente. La instalación de estos equipos durante el fin de semana se vio interrumpida ante la falta de instalaciones eléctricas que permitan activar este instrumento de ventilación.
El director del Liceo Abate Molina, César López, destacó la medida señalando que “era necesario contar con medidas rápidas para evitar algún accidente producto del calor. Acá la situación se hacía insostenible del momento en que no se podía instaurar un clima de estudio y concentración en alumnos que estaban sofocados atendiendo la clase”. Respecto a la falta de implementación técnica, el directivo señaló que “estamos a la espera que la Dirección Comunal pueda hacerse cargo de ello”.

CALOR QUE AHOGA
López explicó las dificultades que hoy surgen para el establecimiento, señalando que “de 11 salas modulares que tenemos, seis fueron entregadas por Levantemos Chile, mientras que las otras cinco fueron financiadas por la propia comunidad estudiantil, por lo que estamos buscando soluciones para las aulas que hoy no cuentan con sistema eléctrico de ventilación”.
El director del Liceo Marta Donoso Espejo, Pedro Pablo Ojeda, indicó que funcionarios de las empresas donantes llegaron la semana pasada a las dependencias del establecimiento hoy reubicado en 7 Poniente, señalando que “se instalaron los equipos, pero aún no es posible ponerlos en funcionamiento. Las aulas traen un sistema integrado de electricidad que no permite perforaciones, por lo que se hace evidente buscar una solución ante la ausencia de energía que pueda activar estos equipos”.
Ante la insólita situación, el directivo de Abate Molina indicó que la Dirección Comunal de Educación trabaja en el tema, destacando que “de un primer momento nos pusimos en contacto con Carlos Montero, quien se comprometió a completar las instalaciones y suministrar, en calidad de sostenedores, los equipos necesarios para las aulas que no cuentan con el beneficio”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario