viernes, 5 de noviembre de 2010

Biblioteca La Florida se reencuentra con los vecinos

Más de 300 personas del sector se acercan a este lugar para requerir servicios bibliográficos, computacionales y culturales

TALCA.- Los vecinos del sector de la Florida recibieron con mucho entusiasmo su remodelada biblioteca municipal. En la inauguración realizada ayer las muestras de felicidad se tradujeron a bailes de cuecas, recital de poesía y representaciones artísticas. Este espacio se ha convertido en uno de los más importantes para los niños, jóvenes y adultos mayores de la Florida, que día a día llegan a solicitar libros, computadores y a los espacios destinados especialmente para los niños.
La Biblioteca Municipal de la Florida, fue remodelada a través del proyecto “Reparación con equipamiento”. De este modo, los aproximadamente 300 usuarios podrán disfrutar de cuatro mil 300 textos que los próximos días se incrementarán a los cinco mil 200 ejemplares. 
María Isabel Gavilán, directora de la Biblioteca Pública de la Florida, explicó que éste espacio es un importante aporte para la comunidad, “entregamos atención de público en sala, los niños pueden tener acceso a todos los textos bibliográficos y es posible facilitarlo a las casas por ocho días. Hay Internet gratuito con computadores adecuados y en una sala apta. También hay cursos para los adultos con el objetivo de bajar la brecha digital que aún existe”, comentó.

BIBLIOREDES
La Biblioteca Municipal de la Florida, que es una de las cuatro existentes en la capital regional (Biblioteca Regional, que en la actualidad está esperando el informe estructural de los daños), Biblioteca Remolino y Biblioteca William Taylor), cuenta con el programa regional de “biblioredes”. Uno de los primeros en solicitar un texto a través de este sistema fue el alcalde de Talca. “La inauguración de esta biblioteca para la ciudad es un motivo de mucha satisfacción y orgullo. Esto es sinónimo de cultura, desarrollo y crecimiento”, dijo el edil.
La biblioteca, que está pronta a cumplir 26 años de servicio a la comunidad, el año 2002 recibió un sistema de computación, “con lo que pensamos que la gente ya no vendría a solicitar libros y los alejaría del gusto de la lectura, pero hay información que sólo los libros te las puede dar y eso los usuarios lo entienden”, comentó María Isabel Gavilán.

No hay comentarios:

Publicar un comentario